Teoría y Praxis Sociológica

====Un enfoque accesible====

Exclusión

Primer enfoque:

Basado en la cuantificación y medición de la exclusión social construyendo variables e indicadores sociales, laborales, económicos que posibilitarían una estimación de la exclusión social.

En esta línea se sitúan modelos de medición de la exclusión social de carácter operativo que aluden a procesos múltiples definidos como factores considerados “riesgos sociales”, y pueden ser por ejemplo: la dificultad de acceso a un trabajo, al crédito, a los servicios sociales y/o a la instrucción; el analfabetismo; la pobreza; el aislamiento territorial; el riesgo epidemiológico; la discriminación por género; la discriminación política, etc.

Este primer enfoque definiría la exclusión como un fenómeno de segundo grado producido por la interacción de una pluralidad de procesos o factores que afectan a los individuos o grupos humanos impidiéndoles acceder a un nivel de calidad de vidad decente y/o utilizar plenamente sus capacidades.

Los factores de exclusión social serían:

  • falta de empleo
  • analfabetismo
  • pobreza
  • aislamiento territorial

Con todas estas peculiaridades el fenómeno aparece como una problemática social actual.

Segundo enfoque:

Centrado en la obra de Manuel Castells, centra el análisis en la sociedad red. Vinculada a un nuevo modo de desarrollo, el informacionalismo, que se define como la reestructuración del modo capitalista de producción hacia finales del siglo XX. Considera la exclusión como un proceso que descalifica a un trabajador en el contexto capitalista.

Concibe varios procesos de diferenciación social:

  • el derivado de las relaciones de distribución del consumo: desigualdad, polarización, pobreza y miseria.
  • el derivado de las relaciones de producción: individualización del trabajo, sobreexplotación de los trabajadores, exclusión social y la integración perversa.

Este segundo enfoque destaca la exclusión como un proceso con su propia dinámica: quién es excluido e incluido cambia con el tiempo en base a:

  • la educación
  • las características demográficas
  • los prejuicios sociales
  • las prácticas empresariales
  • las políticas públicas

Se manifiesta la dificultad estructural de procurarse el sustento y si bien la situación laboral es un mecanismo clave, son variadas las vías que conducen a la exclusión y que afectan tanto a personas como a territorios.

Este segundo enfoque definiría la exclusión como un proceso por el cual a ciertos individuos y grupos se les impide sistemáticamente el acceso a posiciones que les permitiría una subsistencia autónoma dentro de los niveles sociales determinados por las instituciones y valores en un contexto dado.

Tercer enfoque:

Entronca con el anterior, se refiere a la creciente población en estado de pobreza, mayormente procedente de las migraciones campo-ciudad de mediados de los 60 de los países industrializados, con el término de “masa marginal”.

Este concepto hace referencia a las relaciones que se establecen entre la población sobrante y el sector productivo hegemónico. Esta categoría implica una doble referencia al sistema ya que por un lado es el generador de dicho excedente y por otro lado no precisa de él para seguir funcionando.

En la actualidad la estructura ocupacional es más heterogénea e inestable por lo que la complejidad de la desocupación se muestra en que los desocupados integran un grupo industrial de reserva en el mercado secundario al tiempo que masa marginal en el mercado monopolístico.

Este tercer enfoque gira en torno a la idea de que la población excedente se convierte en disfuncional al sistema a pesar de surgir como una consecuencia lógica de la evolución del capitalismo en el momento que este pasa de competitivo a monopolístico.

Cuarto enfoque:

Sería el del sociólogo francés Robert Castel, en su obra “Las trampas de la exclusión. Trabajo y utilidad social” diferencia tres tipos de prácticas que conducen a la exclusión:

Una primera forma de exclusión se realiza mediante una separación completa de la comunidad: por la deportación (caso de los judíos), por el destierro (expulsión del territorio) o por la matanza (de herejes, criminales, etc.). Puede servir de ejemplo el pueblo saharaui, que lleva sufriendo destierro desde hace décadas.

Un segundo conjunto de prácticas de exclusión consiste en construir espacios cerrados en el seno de una comunidad, pero separados de ésta. Las cárceles, reformatorios y centros de educación especial ilustran este tipo de prácticas.

Un último tipo de exclusión es privar a determinadas personas y colectivos de ciertos derechos básicos y de su participación en el entramado social.

Este último punto coincide con la variable más presente en nuestros días según el cual la exclusión se entiende como la negación de los derechos fundamentales.

Para este enfoque la exclusión viene de la perdida de pertenencia de los individuos y vulnerabilidad de la población a partir de la crisis de la regulación salarial en la que los grandes montajes del salariado y de la protección se fragilizan. Refiere a trayectorias, procesos, personas que se desenganchan y caen.

La idea fuerza es la pérdida del vínculo social por el agotamiento de la sociedad salarial y el factor determinante de la exclusión es la precarización, la degradación de las relaciones de trabajo.

Aporta como novedad que surge en un momento histórico determinado como consecuencia del debilitamiento del Estado benefacator que resuelve la cuestión social en la segunda etapa del proceso de industrialización.

Quinto enfoque:

Viene de las aportaciones realizadas por el filósofo y sociólogo Saúl Karsz quién utilizando la terminología de Sausserre, realiza una deconstrucción del término reconociendo que el fenómeno de la exclusión aparece como novedoso a partir de que se le añade el concepto social en el momento que se quiere magnificar el fenómeno en sí.

Para Karsz la exclusión es una construcción social propia de la etapa de desarrollo del sistema capitalista enfatizada por:

  • su carácter polisémico
  • paradójico y contradictorio, ya que considere excluidos a personas que forman parte de la sociedad
  • especulativo ya que la exclusión no se puede concebir sin la inclusión

Para esta línea teórica la exclusión es un constructo social de fuerte contenido ideológico, donde la idea de inclusión se plantea en términos de reinserción a la sociedad existente, y la exclusión en términos de inadaptación o anormalidad. No hace referencia a un fenómeno, sino a una problemática que hay que descifrar, identificar.

Este posicionamiento gira en torno a la idea fuerza de la nueva forma de designar el antagonismo entre las clases sociales, mediante el par dialéctico inclusión / exclusión.

No determina una serie de factores de exclusión ya que lo considera una construcción mental que identifica a ciertas personas como excluidas.

Una respuesta a “Exclusión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: